jueves, 17 de febrero de 2011

FÚTBOL ARGENTINO (1)

FUTBOL ARGENTINO

Comienzos del fútbol en Argentina

El fútbol llega a Buenos Aires de la mano de distintos técnicos ingleses contratados para el trazado y construcción del ferrocarril, en la segunda mitad del siglo XIX. En los momentos de descanso u ocio, jugaban distintos "picados" con pelotas que ellos mismos habían traído, en zonas lindantes al puerto o a las estaciones de tren.

El primer partido de fútbol en Buenos Aires

El primer partido formal fue organizado por socios del Buenos Aires Cricket Club, y se jugó el 20 de junio de 1867 en Palermo, en el parque 3 de febrero, próximo a donde hoy se encuentra el planetario. Dicha entidad, ese mismo año, había fundado el Buenos Aires Football Club, la primera entidad destinada a promover la práctica del fútbol porteño.
Se jugó con dos equipos de 8 que se distinguían por la utilización de gorras rojas y blancas, las ganadoras, en un match de 2 horas de duración.

El primer campeonato de fútbol en Buenos Aires

El primer campeonato oficial de fútbol en Buenos Aires comenzó el 12 de abril de 1891 y fue organizado por la Argentine Association Fottball League. Contó con la presencia de cinco equipos, provenientes en su mayoría de colegios ingleses porteños. El campeón fue el Saint Andrews, que le ganó al Old Caledonians.
Tras la disolución de la Argentine Association Fottball League, en 1893 se vuelve a fundar con el mismo nombre, antecesora directa de lo que hoy es la AFA.


EL PRIMER EQUIPO INGLES EN ARGENTINA:

En 1904 se produjo la visita del primer equipo inglés a Argentina, el poderoso Southampton, quien ganó categóricamente los cinco partidos que disputó en la gira. El primero de ellos, jugado el 26 de junio contra Alumni ante 8.000 espectadores, ameritó que por primera vez un Presidente de la Nación (Julio A. Roca) concurriera a la cancha. El aristocrático diario La Nación publicó el acontecimiento en sus páginas de Sociales, mencionando los apellidos de las distinguidas familias que se dieron cita en el encuentro. Más allá que ganó el equipo inglés por 3 a 0 se lo pudo considerar como un resultado aceptable.
El Superclásico del fútbol argentino es el partido que enfrenta a los dos equipos de fútbol más populares del país:[1] Boca Juniors y River Plate
Este espectáculo deportivo concentra la atención de las grandes masas no sólo en Argentina, sino en muchos países del mundo. Es reconocido por muchos por la pasión expresada por parte de los aficionados tanto durante el partido como en la previa.[2] Según periódico inglés The Observer el Superclásico se encuentra entre los 50 espectáculos deportivos que hay que ver antes de morir,[3] mientras que para el también británico The Sun es la "experiencia deportiva más intensa del mundo".[4]
Esta rivalidad comenzó a principios del siglo XX, cuando dichos clubes compartían el barrio de la Ribera. Ha sobrevivido a numerosos capítulos que quedaron en la historia del deporte argentino, tanto positivos como negativos.[5]El primer enfrentamiento del que se tienen registros se produjo el 2 de agosto de 1908 en la cancha que los xeneizes tenían en la Dársena Sur. Sólo se sabe que los locales ganaron 2-1, porque las crónicas de la época no le daban mayor importancia a ese juego que los "ingleses locos" habián introducido en el país a través del puerto de Buenos Aires. Igualmente, es conveniente dejar la puerta de la información entornada y no descartar la aparición de algún otro clásico previo a ese de 1908.
Maxima goleada clasica : Boca Jrs 6 x 0 River Plate en 1928
El que mas jugó: Reinaldo Merlo (River Plate) 42 clásicos
Máximo goleador clásico: Ángel Labruna (River Plate) 16
Partidos Jugados 334 – Victorias de Boca 123 , Empates 104  , Victorias de River 107 , Goles de Boca 450 , Goles de River : 413

El Decano del Futbol Argentino es Gimnasia y Esgrima La Plata fundado el 3/6/1857 .

Origen de algunos clubes

Racing : debe su nombre a una revista de automovilismo francesa

San Lorenzo: debe su nombre al sacerdote Lorenzo Massa quien apoyo la fundacion del club

Rosario Central: al Central Railway Athletic de los empleados del ferrocarril

Independiente : a los jóvenes empleados de la Tienda “Ciudad de Londres” que decidieron formar un equipo .

River Plate : a que un grupo de jóvenes buscaban un nombre para el club y un tal Martinez leyó en el dique del puerto “The River Plate”.

Boca Juniors : Por el barrio de la Boca en Buenos Aires, sus colores derivan de que la apuesta fue adoptar los de la bandera del primer barco que arribase y llego una embarcación sueca.

CRACKS FUTBOL ARGENTINO En total la selección argentina obtuvo 169 copas oficiales y los clubes argentinos 60 copas continentales y mundiales. Sumadas ambas, es el país con más éxitos futbolísticos del mundo.[6]
Jugadores destacados en su historia [editar]

Entre los jugadores que se han destacado internacionalmente se encuentran Diego Maradona, Alfredo Di Stéfano, Omar Sívori, Lionel Messi, Gerónimo Saccardi, Raimundo Orsi, Renato Cesarini, Sergio Agüero, Luis Monti, Héctor Cúper, Adolfo Pedernera, Humberto Maschio, José Manuel Moreno, Osvaldo Ardiles, Gabriel Batistuta, Alberto Márcico, Roberto Ayala, Jorge Valdano, Mario Kempes, Javier Zanetti, Juan Sebastián Verón, Pablo Aimar, Hernán Crespo, Carlos Tévez, Juan Román Riquelme, Daniel Passarella, Américo Tesoriere, Ubaldo Matildo Fillol, Amadeo Carrizo, Diego Simeone, Rodrigo Palacio, Martin Palermo.[30]

Algunos de los jugadores argentinos que han sido consagrados como estrellas por el público argentino, son Ricardo Bochini, José Omar Pastoriza, Carlos Bianchi, Ángel Labruna, Norberto Alonso, Martín Palermo, José Sanfilippo, René Pontoni, René Houseman, Herminio Masantonio, Roberto Perfumo, Orestes Omar Corbatta, Silvio Marzolini, Francisco Varallo, Claudio Borghi, Mario Bolatti, Aldo Pedro Poy, Edgardo Di Meola, Gerónimo Saccardi, Carlos Arregui, Gerardo Martino, Omar Palma, Juan "La Bruja" Verón, Carlos Bilardo, Daniel Willington, Luis Artime, Hugo Gatti, Edgardo "Gato" Andrada, entre muchos otros.[30]

Algunos de los jugadores extranjeros que han sido consagrados como estrellas por el público argentino son, Arsenio Erico (paraguayo), máximo goleador del fútbol argentino (junto a Ángel Labruna), Severino Varela (uruguayo), Ricardo Pavoni (uruguayo), José Luis Chilavert (paraguayo), Jorge José González (uruguayo), Marcelo Salas (chileno), Enzo Francescoli (uruguayo), Luis Cubilla (uruguayo), Delém (brasileño), Julio Meléndez Calderón (peruano), Isidro Lángara (español), Ángel Zubieta (español), Adolfino Cañete (paraguayo).[30]

RECORDS FUTBOL ARGENTINO

Más goles que partidos.
River conquistó el campeonato de 1932, a doce años de su primer y único título en el profesionalismo. El artífice de esa consagración fue Bernabé Ferreyra, autor de 43 goles en 32 partidos, con un promedio de 1,34 por fecha. Su trayectoria oficial en Tigre y en River, desde 1931 a 1938, quedó contenida en esta estadística: tuvo más goles convertidos (204) que partidos jugados (195), con un promedio de 1.04 por encuentro.

Cinco cabezazos.
En el partido que Chacarita le ganó a Argentino de Quilmes por 5 a 1, en el torneo de 1939, el centrodelantero rosarino Cassán estableció un récord al conseguir cuatro goles de cabeza. El otro dato curioso es que, el otro gol del equipo tricolor fue conseguido por el marcador Araguez, también de cabeza.

Un año excepcional en goles.
En el torneo de 1938 se registran varios récords de goles. Independiente consiguió 115 en el campeonato; Racing marcó 24 en tres partidos consecutivos, el encuentro entre River y San Lorenzo, que terminó 5-5 se convirtió en el empate más abultado entre dos equipos grandes. Durante todo el torneo se convirtieron 1334 goles, con un promedio de casi 5 tantos por encuentro. En las fechas cuarta y trigésmaprimera se señalaron 56 goles, a razón de siete por partido.

Arquero por tres partidos.
En 1941 Atlanta contrató al arquero uruguayo Horacio Granero, quien debutó en la fecha inaugural del torneo frente a River. El club de la banda roja se impuso por 5-0. El domingo siguiente, Atlanta fue vencido por Boca 7-2, y en la tercera fecha el conjunto de Villa Crespo igualó 6-6 con Estudiantes de La Plata. En 3 partidos a Granero le señalaron 18 goles. Ese mismo lunes la comisión directiva decidió prescindir de los servicios del arquero oriental.

Una fecha histórica.
La decimoséptima fecha del torneo de 1954 quedó registrada como la que congregó mayor cantidad de público en toda la historia del fútbol argentino. Ese 15 de agosto se vendieron 160.066 entradas en los ocho partidos disputados, con un excepcional promedio de un poco más de 20.000 entradas por cada encuentro. Si se le agrega la cantidad de socios que no abonaron entrada, se llega a la conclusión que fueron a los estadios más de 300.000 personas. Contribuyó de manera fundamental para alcanzar ese record inigualable el partido que jugaron en Avellaneda, Independiente y Boca. Se agotaron las 62.000 localidades puestas en venta, cifra que tampoco fue superada en el fútbol argentino hasta nuestros días.

Boca y un record inigualable.
Boca, con su campaña en el torneo de 1954, se convirtió en el equipo que vendió mayor cantidad de entradas en una temporada. El total general alcanzó a 886.384 localidades, de las cuales 527.925 correspondieron a los encuentros que jugó como visitante. El promedio general por partido alcanzó la excepcional de 29. 546, que ningún otro equipo logró superar.

Factores deportivos y sociales.
Ese 1954, se destacó porque se registraron varias marcas insuperables en el fútbol argentino. La más importante fue la de entradas vendidas, con 3.613.446, con un fenomenal promedio de 15.056 por partido. Hubo varios factores determinantes: la gran campaña de Boca, en lo deportivo; y el alto poder adquisitivo que alcanzaron los sectores populares, en el aspecto social.

Banfield, el dueño de los records.
Pese a ser uno de los equipos denominados "chicos", Banfield mantiene varias marcas inigualables en Primera División: Entre 1950 y 1953 mantuvo su cancha invicta durante 49 partidos consecutivos. Fueron exactamente tres años y 17 días. Es una marca que difícilmente pueda superarse. En el torneo de 1951 fue el primer equipo chico que ocupó la primera colocación en un torneo de AFA. Debió ser el campeón por mejor diferencia de gol (gol average, que se implantó poco después), pero tuvo que disputar dos finales con Racing y cayó en el segundo partido por 1 a 0. Fue el primer equipo chico que le señaló 5 goles a River en el Monumental (le ganó 5-1 el 20 de junio de 1951. Ese día le convirtió cuatro goles en apenas trece minutos, entre los 20 y los 33 minutos del segundo tiempo, circunstancia que nunca volvió a soportar River en estadio. También ese día de la Bandera de 1951 fue la primera vez que River perdió por cuatro goles de diferencia como local hasta ese momento. El 6 de octubre de 1977, por el Torneo Nacional, logró la máxima goleada del profesionalismo: derrotó a Puerto Comercial de Bahía Blanca por 13 a 1. En ese mismo partido Juan Alberto Taverna estableció, con siete goles, el record de tantos convertido en un solo encuentro en todo el profesionalismo. Banfield fue el primero y único equipo que marcó 13 goles en un solo partido. También mantiene la mayor diferencia de goles, con 12, en confrontaciones entre equipos de la misma categoría en todas las divisiones profesionales de la AFA.

Un
solo gol en los primeros tiempos.
Un caso insólito se registró en la vigésima segunda fecha del torneo de 1965: al finalizar los primeros tiempos, se había convertido un solo gol, el de Boca a Chacarita en los nueve partidos de Primera División. Con ese tanto Boca ganó 1-0.

Sesenta goles en una temporada.
Héctor Horacio Scotta, un goleador santafesino iniciado en Unión, logró superar la legendaria marca de 47 goles, que había conseguido el paraguayo Arsenio Erico jugando para Independiente, en 1937. Scotta metió 60 goles para San Lorenzo, en los dos torneos de 1975, en mayor número de partidos, pero en tiempos en que ya se jugaba con mayor rigor defensivo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada